¿NO TIRES NUNCA TU CV?

Aprovecha los meses de verano para hacer cosas distintas que anteriormente por la celeridad y la falta de tiempo de los días no has podido como actualizar tus datos en las páginas webs, recuerda que si no las vas actualizando los reclutadores no podrá encontrarte. Actualiza también tu CV.

No tires nunca tu CV, ten siempre un CV de base. Es decir, un documento donde detalles todo lo que has estudiado (el lugar, la fecha, las horas, las materias, y hasta la nota que obtuviste). Distingue entre formación reglada y formación complementaria (esta última puede ser que tengas más cursos que anotar).

Explica tus experiencias profesionales (tanto las que fueron con contrato como las que fueron sin contrato. Las prácticas remuneradas y las sin remunerar). Detalla todas las tareas y responsabilidades que tuviste en cada una de esas experiencias por muy insignificante que te parezca todo suma.

Especifica por otro lado, tus conocimientos tanto de informática (sean con cursos, másteres o de forma autodidacta) así como de idiomas. No te olvides de anotar todos los carnets que tienes y sus actualizaciones si las hubiere.

Seguramente hacer este CV te llevará bastante más tiempo que cualquier otro. Puedes tomar una plantilla de las muchas que hay en internet para rellenarlas o puedes diseñar una que se adapte a tus necesidades y perfil profesional. Es importante que le dediques toda tu atención a ello pues te servirá para cuando veas una oferta de empleo en la que puedas encajar, lo adaptes a las necesidades y características de la oferta de trabajo. Es decir, extraer lo más relevante que te pueda acercar a tu objetivo profesional, tu futuro empleo.

Si por otro lado estás pensando en buscar empleo fuera de las fronteras españolas te aconsejo que utilices el formato Europass. Así que dedícale un tiempo a ello pues es importante que todo esté redactado tal como se solicita en dicho formato.

Por otro lado, también puedes aprovechar para organizar y clasificar toda la documentación que acredite los datos de tu CV. Ten la documentación al día para cuando te la vayan a pedir, puedas echar a mano de ella rápidamente sin perder tiempo. Si te falta algún certificado o documento ó lo has extraviado solicítalo en la empresa donde estuviste trabajando ó donde hiciste el curso. Así como cartas de recomendaciones de los lugares donde hiciste prácticas o has estado trabajando. Es importante que esta documentación la tengamos ya que en cualquier momento una empresa que esté interesada en contratarnos puede solicitárnoslo. Haz también una copia escaneada de toda la documentación y guárdala en tu ordenador o en un usb, ya que a veces te la podrán solicitar por correo electrónico.

Por otro lado, aprovecha para hacer distintas cartas de recomendación para posibles puestos en los que te presentaría si apareciese la oferta de empleo. De este modo, cuando surja la oportunidad habrás ganado tiempo en ello y los nervios no te traicionaran con un ¿Y ahora qué pongo? Llegado el momento podrás incluir tu carta a la oferta y quizás sólo tendrás que hacer pequeños cambios para adaptarlos a la vacante de empleo.

Cualquier duda que se te pueda plantear siempre podrás pedir ayuda de los muchos/as orientadores profesionales que existen en distintas entidades que dan servicio ya sea de forma pública o privada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s