¿QUERER, ES PODER?

Si lees textualmente la frase y pretendes llevarla al pie de la letra seguramente, no tardarás en frustrarte. Así que yo personalmente, prefiero leerla entre líneas. Es decir, ten claro cuál es tu objetivo, no lo pierdas nunca de vista. Pero sobre todo ser realista. VISUALIZALO.

Para llegar a nuestra meta u objetivo final, no podemos ponernos metas tan altas que lleguemos a frustrarnos tanto; que al final echemos a un lado nuestro objetivo y lo dejemos anclado en nuestro camino.

Tenemos que darnos cuenta que para llegar hasta la cima tenemos que marcarnos pequeñas metas. Ir subiendo escalones poco a poco. Objetivo alcanzables, realizables y que nos motiven a seguir adelante.

¿Recuerdas a los niños pequeños? Ellos cuando empiezan a andar, se caen muchas veces. Unas veces lloran y otras no. Pero se vuelven a levantar una y otra vez hasta llegar al objetivo que tanto ansiaban: su muñeco. ¡¡GENIAL!! Cuando vemos que lo han conseguido lo aplaudimos, le abrazamos y le animamos a seguir adelante a por el siguiente objetivo.

Pues lo mismo tú. Si tu meta es conseguir un puesto de trabajo o promocionar,  quizás al principio parezca difícil porque consideras que no tienes la formación o la experiencia necesaria para desarrollarte. Pero si te marcas pequeños objetivos, te acercarán más a ese puesto y esa empresa. No te marques fechas muy concretas, pues a veces, habrá que variarlas. Se flexible en tus metas. Aunque sí que es necesario que fijes unos periodos para conseguir las metas que te has ido marcando.

En nuestro proceso hacia el OBJETIVO MADRE, es cierto que nos vamos a caer muchas veces, pero él está ahí para motivarnos y decirnos “No pasa nada. Hoy nos hemos caído, pero nos levantamos y adelante con la mirada alta”. Nadie, mejor que tú va a saber valorar lo pequeños esfuerzos que va a ir realizando cada día y las metas conseguidas. PREMIATE cuando hayas conseguido subir un escalón.

Piensa cómo lo puedes hacer y ten siempre en mente: PUEDO HACERLO. Aunque a veces el camino hasta conseguirlo puede coger distintos rumbos. Para llegar a un punto concreto, podemos coger por distintos caminos, unos más largos que otros, pero siempre llegan a la  meta.

Y ahora, ¿Cuál es tu objetivo? ¿Qué camino te vas a trazar para llegar a ello?

2 comentarios sobre “¿QUERER, ES PODER?

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: